Cada español tributa 2.000 euros de más por la evasión fiscal

Cada español tributa 2.000 euros de más por la evasión fiscal

España recauda 80.000 millones € menos que Grecia pese a subida de impuestos 
Solo recauda menos Irlanda en la UE


Cada español debe pagar anualmente al Fisco unos 1.910 euros de más para compensar los impuestos que otros contribuyentes dejan de tributar debido al fraude y la evasión fiscal, según estimaciones de los Técnicos del Ministerio de Hacienda (GESTHA).

Cada español debe pagar anualmente al Fisco unos 1.910 euros de más para compensar los impuestos que otros contribuyentes dejan de tributar debido al fraude y la evasión fiscal, según estimaciones de los Técnicos del Ministerio de Hacienda (GESTHA). 
Este sobrecoste fiscal no incluye los impuestos eludidos por las prácticas agresivas de las multinacionales para no tributar por los beneficios de sus operaciones en España 
La presión fiscal cae 5,7 puntos desde el inicio de la crisis y amplía su diferencial con Europa
El fraude, junto con la elusión, representan una pérdida total de ingresos cercana al billón de euros en toda Europa, tal y como ha reconocido el Comisario de Fiscalidad de la Comisión Europea, Algirdas Semeta
En España, la pérdida total para Hacienda ronda los 90.000 millones de euros anuales. 
Además, el fraude es una de las principales causas de que la presión fiscal en España haya caído en el último año en más de cinco puntos porcentuales, ampliando así su diferencial con la media europea en 7,4 puntos. 
De hecho, la evasión fiscal y laboral es responsable de casi la mitad (48,7%) de este diferencial.
La presión fiscal en España se situó en el 31,4% del PIB en 2011, lo que sitúa a nuestro país en la vigésimoprimera posición en el ranking europeo, pese a las subidas impositivas aprobadas en el IRPF e IVA en 2010 y 2011, según los datos de Eurostat, la oficina estadística europea.
En la actualidad, la economía sumergida en España representa un volumen equivalente al 23,3% del PIB, el doble de la media de los quince primeros países de la UE, de modo que la evasión fiscal será una de las causas destacadas de la caída de la presión fiscal en nuestro país, junto con el desempleo y la caída del consumo.


(1) Estimación de Tasa de economía sumergida referida al PIB de 2009

(2) Evasión total entendida como pérdida recaudatoria total de tributos y cuotas sociales

(3) Debido a la evasión fiscal, es el importe medio de Impuestos y cuotas sociales que cada ciudadano paga de más para mantener el nivel actual de servicios públicos e inversiones, calculado con el padrón de habitantes a 1/1/2013.

Gestha reclama más audacia para evitar la “sangría recaudatoria” de las grandes empresas y propone la creación de un nuevo tipo impositivo del 35% en el Impuesto de Sociedades para beneficios a partir del millón de euros


Medidas contra el fraude

Con el objetivo de reducir las bolsas de fraude, Gestha considera que el Consejo Europeo debería acordar esta tarde que el intercambio automático de información se extienda a todos los Estados miembros, incluyendo los dividendos y ganancias de capital, no solo a los salarios, pensiones y seguros previsto para 2015.
También estima necesario acabar con toda la opacidad existente en los fondos de inversión, fondos de pensiones, instrumentos financieros innovadores y los pagos realizados a través de fideicomisos y fundaciones.
Para los Técnicos de Hacienda es ineludible acabar con la opacidad y la tributación excesivamente baja de determinados países europeos, así como acordar una base armonizada en el Impuesto de sociedades.
Finalmente, Gestha reclama más audacia para evitar la “sangría recaudatoria” de las grandes empresas y propone la creación de un nuevo tipo impositivo del 35% en el Impuesto de Sociedades para beneficios a partir del millón de euros.
Esta última medida permitiría recaudar en España 13.943 millones de euros adicionales al año, además de mejorar la equidad del sistema fiscal al reducir las diferencias entre el menor tipo efectivo de las grandes corporaciones y el mayor de microempresas y pymes, acercando así el esfuerzo fiscal de las empresas al de las familias españolas.
ATTAC Madrid no se identifica necesariamente con los contenidos publicados, excepto cuando son firmados por la propia organización.
http://www.attacmadrid.org/?p=9457


España recauda 80.000 millones de euros menos que Grecia pese a la subida de impuestos
Los datos están aquí. Y reflejan la crisis fiscal del Estado. Un país como Grecia, sometido a durísimos programas de ajuste que han desplomado la actividad económica (el PIB está cayendo por encima del 6% anual), recauda más que España. 
Y no de forma marginal esporádica
Muy al contrario, ingresa bastante por encima y desde hace bastante tiempo. En concreto, y según Eurostat, el Estado griego recaudó el año pasado una cifra equivalente al 44,7% del producto interior bruto (PIB). Es decir, muy por encima del 36,4% que lograron ingresar las Administraciones Públicas españolas en 2012.
En el caso griego, no se trata de una cifra excepcional vinculada a una súbita subida de impuestos el año pasado. 
Las cifras de Eurostat muestran que en 2009 -el año de la Gran Depresión– los ingresos públicos helenos representaban el 38,3% del PIB; un año después, este porcentaje había subido hasta el 40,6%, mientras que en 2011 ya se había alcanzado el 42,4%. 
Por lo tanto, una evidente progresión como consecuencia de la subida del IVA y otros impuestos. 
También, como es lógico, por el descenso del PIB nominal, que favorece la comparación. 
Grecia no es un caso único.
Portugal, también con una seria crisis económica, es capaz de recaudar al año el 41% de su PIB, casi cinco puntos más que España
Incluso Italia, también en medio de una recesión tan intensa como la española, recauda el 47,7%.
No ocurre, desde luego, lo mismo con España, que pese al aumento de la presión fiscal derivada de las dificultades financieras del sector público todavía no ha llegado alcanzar los niveles de recaudación de Grecia en plena crisis. 
En 2009, en concreto, los ingresos públicos equivalían el 35,1% del PIB. Un año más tarde, se alcanzó el 36,6%, pero en 2011 esta proporción respecto del PIB había bajado de nuevo hasta el 35,7%.
En 2012, la recaudación ha vuelto a crecer hasta el 36,4% del PIB, pero aun así continúa situándose más de ocho puntos por debajo de Grecia. 
O dicho en otros términos, si las distintas Administraciones Públicas recaudaran lo mismo que el país heleno, dispondrían de unos 80.000 millones de euros adicionales. 
En otras palabras, el Estado no tendría déficit presupuestario sin incluir las ayudas a la banca. 
Y que en total alcanzó el año pasado los 111.641 millones de euros, según laprimera comunicación oficial remitida a Bruselas. Es decir, el 10,63% del PIB.
Crisis fiscal del Estado
La crisis fiscal de España es de tal envergadura que sólo Irlanda, un país de baja tributación en el Impuesto de Sociedades, recauda menos dentro de la Eurozona, lo que refleja la dimensión del problema. 
La media en la zona del euro se sitúa, de hecho, en el 46,2% del PIB, casi diez puntos más que España. 
Y ello se produce pese a que los tipos impositivos españoles se encuentranentre los más elevados de la Unión Europea. 
Incluso el Reino Unido, que siempre ha hecho gala de tener una economía competitiva debido a su baja tributación, recauda seis puntos de PIB más que España.
Los problemas de recaudación de las Administraciones Públicas explican, en buena medida, el imparable aumento del endeudamiento público
Hasta el extremo de que, según las previsiones del Gobierno remitidas a Bruselas, la deuda alcanzará a finales de este año los 960.000 millones de euros
Por lo tanto, algo más de 76.000 millones de euros más que en 2012. 
La causa de esos problemas recaudatorios hay que relacionarla con el pinchazo de la burbuja inmobiliaria, que llevó la recaudación a niveles históricos. 
Ahora ese ‘castillo de naipes’ es el que se ha venido abajo. 
Entre otras cosas, por la pérdida de puestos de trabajo.
En la citada comunicación enviada a la UE, el Gobierno estima que este año el déficit presupuestario alcanzará los 48.343 millones de euros. 
Exactamente, el 4,5% del PIB, en línea con lo pactado con las autoridades de la Unión Europea. 
Ahora bien, para llegar a esta cifra el Gobierno parte de que este año la Seguridad Social no tendrá ningún déficit, algo verdaderamente chocante si se tiene en cuenta que en 2012 -con un decrecimiento similar al que se producirá en 2013- el sistema público de protección social generó un déficit equivalente a 10.131 millones de euros. 
Ahora, el Gobierno comunica a Bruselas que sus cuentas estarán equilibradas a finales de año.

El Confidencial

ATTAC Madrid no se identifica necesariamente con los contenidos publicados, excepto cuando son firmados por la propia organización.
Anuncios