Diez campos en los que China ya adelantó a todo el mundo

Diez campos en los que China ya adelantó a todo el mundo 

Diez campos en los que China ya adelantó a todo el mundo

Publicado: 26 jun 2013 | 17:21 GMT

El ordenador más inteligente 

La supercomputadora Tianhe-2 es considerada la más veloz del mundo, destronando al Titan de EE.UU. con casi el doble de velocidad. 

Construida por la Universidad Nacional de Tecnología de Defensa (UNTD), contiene procesadores de la compañía estadounidense Intel, pero una gran parte de su tecnología la diseñaron especialistas chinos. 


Energías eólica y atómica 

China es el mayor consumidor de energía, pero no cuenta con suficientes recursos propios, por lo que el país está interesado en el desarrollo de fuentes de energía alternativas

En 2011 se convirtió en el mayor productor del mundo de energía eólica (47 millones de kilovatios, un 1,5% de la energía generada en China). 

Además, la nación comunista está construyendo el mayor número de plantas atómicas nuevas. 


Urbanización de la población 
 
En 2010 en las ciudades chinas ya vivía un 46,6% de la población, es decir, más de 640 millones de personas (unas dos veces más que la población total de EE.UU.). 

Además, en los próximos años el Gobierno chino planea elevar este índice hasta el 75%, con lo que habría más personas en las ciudades chinas que en toda Europa


Producción de automóviles 
 
El aumento de la clase media china fomenta también el sector automovilístico

Ya en 2011 China se convirtió en el líder en la producción de automóviles al construir 18 millones, casi dos veces más que las fábricas estadounidenses. 

En 2013, el 26,76% de los coches nuevos en el mundo son de producción china. 


Compra de alimentos
 
Tradicionalmente los estadounidenses eran los que más gastaban en la compra de productos de alimentación, pero en 2011 ya se quedaron por detrás de los chinos, que en total gastaron 964.000 millones de dólares en comida. 

Aunque la población de China es mucho mayor que la de EE.UU., también muchos productos son más baratos. 


Teléfonos inteligentes 
 
También en 2011, en China se vendieron más teléfonos inteligentes que en cualquier otro país. 

Sin embargo, los precios en la República Popular son bastante bajos para estos productos, por eso EE.UU. aún mantiene el liderazgo del dinero invertido en la compra y venta de teléfonos. 

Se espera que en 2013 China cuente con el mayor número de dispositivos electrónicos en uso, como ‘smartphones’ y tabletas. 


Inventos patentados

China no solo produce y consume tecnología, sino que también la inventa

En 2011 la oficina de patentes del país registró más de 526.000 solicitudes, mientras que en EE.UU. hubo unas 504.000 solicitudes. 

El sector de tecnologías de computadoras es en el que más inventos se registran. 


Trenes rápidos 
 
Desde el año 2010 China es el número uno en longitud de vías de ferrocarril rápido. 

En 2012 se inauguró la vía más larga del mundo para trenes rápidos que une Pekíncon Cantón. Shanghái-Maglev, la primera línea comercial de alta velocidad mediante levitación magnética del mundo, también está en China. 

Sus trenes alcanzan una velocidad de 431 kilómetros por hora y son considerados los más rápidos de los monorraíles comerciales. 


Producción de algodón 
 
Numerosas marcas de ropa internacionales confeccionan sus prendas en China por lo que la demanda de algodón en el gigante asiático es enorme. 

Gracias a unas modificaciones genéticas, el algodón chino se hizo resistente a muchos parásitos y su cultivo se disparó. 

En 2012 China fue el mayor productor de algodón con 7,3 millones de toneladas métricas. 


Compra de arte y productos de lujo 
 
El número de millonarios chinos va creciendo rápidamente y junto a este índice aumenta la demanda de piezas de arte y objetos de lujo. 

En un reciente informe de la Feria Europea de Bellas Artes de Maastricht, se señala que China supone el 30% de este mercado, dejando por detrás a EE.UU (29%) y al Reino Unido (22%). 

Además, en 2012 los chinos gastaron 46.000 millones de dólares en objetos de lujo, más que los antiguos líderes en este campo, los japoneses.